El secreto de una sonrisa perfecta

Más de una habrá llevado los incómodos y antiestéticos brackets metálicos. Yo fui de las que me libré de ellos, pero veía a algunas de mis amigas con ellos y pensaba para mí: "Por favor, ¡qué horror! ¿no habrá otra forma de corregir los dientes? ¿por qué tiene que ser con eso?". Afortunadamente eso ya ha cambiado. 

Hace poco pude conocer el sistema SimpliClear de Vitaldent y me quedé bastante sorprendida. Es casi invisible y no se nota nada. ¡Buenísimo!

Se lanzó en el año 2011 y es el primer sistema de brackets y arcos completamente transparentes del mundo. Es estético a la vez que eficaz.

Y pensaréis: "¿Y por qué no se ha inventado antes y he tenido que llevar los malditos brackets tanto tiempo?". Simplemente porque no se había inventado el material en el que está fabricado y los intentos que se hicieron anteriormente con otros materiales no dieron resultado.


Los arcos de SimpliClear están diseñados mediante un revolucionario compuesto de tipo polimérico. Un material que no cambia de color ni se mancha con los alimentos y bebidas. 

¿Cuáles son sus ventajas con respecto a los tradicionales brackets?: 

- Además de que es más estético, trata todos los tipos de maloclusión, incluso los casos más severos que sólo se podían tratar con los tradicionales brackets metálicos. 

- Al no tener ningún contenido metálico es ideal para las personas alérgicas al metal.

- Se realiza de forma personalizada de acuerdo a las necesidades de cada paciente. 

- Su estructura permite ejercer las fuerzas necesarias para corregir la pieza dental de forma ligera y sistemática, de forma que se puede movilizar cada una por separado y se evitan los movimientos dentales no deseados. Así el tratamiento resulta más cómodo para el paciente.

- Puede hacer más corto el tratamiento.

Pero Simpliclear no es sólo para problemas de tipo estético sino también para problemas de salud. Hay personas con dientes mal posicionados o con problemas de mordida que le producen una pérdida progresiva de encía y hueso, caries, desgaste del esmalte de los dientes, dolores de cabeza y dolor de mandíbula. 


¿Sabíais que una sonrisa bonita te hace más atractivo, rejuvenece, te hace parecer más inteligente (esto le vendría muy bien a más de uno), elimina estrés, reduce los síntomas asociados con la ansiedad, transmite más confianza y mejora tu nivel de autoestima? Por todos estos motivos ¡regala sonrisas!

11 comentarios

  1. Yo por suerte nunca he tenido que llevar brackets, pero sin duda son mucho más estéticos, aunque según tengo entendido también son bastante más caros por el hecho de la estética no?
    Igualmente, si tuviera que ponermelos, optaria por estos transparentes que nos enseñas, ya que por lo que he leído sí que es verdad que puedan reducir el tiempo de tratamiento, así que... cuanto menos se lleven, mejor!! Jeje
    Un besito.
    Por cierto, estoy de sorteo, te has apuntado ya?
    http://keka22.blogspot.com.es/2013/09/segundo-cumpleblog-sorteooooooooo-o.html

    ResponderEliminar
  2. Hola guapa!!,
    Maravilloso invento,y no lo nota nadie!!!!

    ResponderEliminar
  3. No sabía que una bonita sonrisa te hacía parecer inteligente Marisse jajaja ¡Que cosas que aprende una en los blogs! ^^

    Me alegra que ahora los brakets sean mas discretos por que aunque yo pienso que no afean tanto (hasta he tenido un novio con aparato ^^) si es cierto que acomplejan a muchas personas, y si así se soluciona mucho mejor :)

    Un besito guapisima!

    ResponderEliminar
  4. Desde luego que es mejor que los tradicionales, pero sigue siendo un engorro para hablar, para comer... eso sin contar el precio que debe costar por ser "invisible". Que suerte que nunca he tenido que llevar!
    Bsos
    ***PatriOpina***

    ResponderEliminar
  5. Yo he tenido la suerte de tener una dentadura bastante correcta, pero desde luego esta novedad está genial.

    ResponderEliminar
  6. Una compañera de trabajo lo tiene, y apenas se nota, un gran invento! Besos.

    ResponderEliminar
  7. La verdad es que es un inventazo, quedan genial y no se notan! Aunque yo los lleve y recuerdo esa epoca con cariño, me encantaba cambiar las combinaciones de colores de los enganches cada dos semanas =D

    Un besote

    ResponderEliminar
  8. Que buen dato, justo el año que viene mi hija se tiene que poner aparatos y mejor que se noten lo menos posible :) Me gustó mucho tu blog, te sigo. Saludos desde Uruguay

    ResponderEliminar
  9. Está fenomenal. Yo también me libré por los pelos... es que hace unos años era un auténtico trauma!
    Jeje

    Besotes ;)

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu comentario! ;)